Es publicada la Ley de Ordenación Sanitaria por la que se constituye el sistema canario de Salud y se crea el Servicio Canario de la Salud. Las asunción de competencias hasta ese momento bajo control del Estado español, son transferidas a Canarias cuando Manuel Hermoso Rojas era presidente del Gobierno.