En la nómina de este mes -marzo 2019– se procederá al abono, en concepto de complemento de productividad factor variable, de los incentivos correspondientes al ejercicio 2018, con arreglo al grado de consecución de objetivos de cada Servicio o Unidad Asistencial. A dicha cuantía máxima individual se efectuará la reducción que, en su caso, resulte procedente en función al tiempo de trabajo efectivo. A estos efectos, se considerarán tiempo de trabajo efectivo los períodos de baja por accidente de trabajo, enfermedades profesionales y maternidad, así como los períodos correspondientes al disfrute de vacaciones, permisos y licencias reglamentarias retribuidas. Además se efectuarán las reducciones que se deriven del grado de consecución de los objetivos asistenciales y presupuestarios alcanzados por el Centro de Gestión, Dirección Gerencia/Gerencia que se trate…

La Gerencia del Hospital Universitario de Gran Canaria Dr. Negrín, obtiene el 93,15 % de sus objetivos, por lo que los trabajadores-as percibirán el 96,58% sobre el total si cubrieron su 50 por ciento (95,47 el año anterior) ; La Gerencia del CHUIMI obtuvo el 95,65% por los que los trabajadores-as percibirán el 97,83% del total…(95,84 el año anterior); La Gerencia de Atención Primaria de Gran Canaria consiguió el 92,80% por lo que los trabajadores-as percibirán el 96,40 por ciento (98,19 el año anterior). Destacamos que en comparación con el año anterior los trabajadores-as de Atención Primaria son los grandes penalizados por la mala gestión de su gerencia.

Las cantidades teóricas a percibir en cuantía máxima individual son las siguientes si los objetivos conseguidos fueran al CIEN por CIEN, a la que hay que aplicar el descuento en cada gerencia en base al cumplimiento del 50 que corresponde a cada una de ellas:

A/A1: (PERSONAL FACULTATIVO)  3.193,63 euros.
A/A1: (Resto Grupo A No Sanitarios)  3.131,01 euros.
B/A2: (DUE,etc…) 1.161,10 euros
C/C1:  (TEL, TAP, TER, etc…) 867,59 euros

D/C2: (TCAE, Auxiliares Administrativos…) 704,51 euros

E/A.Prof:  (Celador, etc…) 645,80 euros

VER CUANTIAS PÁGINA 37, RESOLUCIÓN RETRIBUCIONES

Intersindical Canaria viene exigiendo año tras año de forma reiterada, que más de 1.400.000€ de sobresueldos para altos cargos de la Consejería de Sanidad, sean devueltos para la contratación de personal…

CONSULTAR AQUÍ RESOLUCIÓN CONSECUCIÓN OBJETIVOS TODAS LAS GERENCIAS

En la Ley de Presupuestos de la CAC para este año se recoge al respecto que: «En todos los niveles asistenciales y para todo el personal incluido en el ámbito de aplicación del programa de incentivos, para el abono de las cuantías establecidas en dicho programa, el 50 por 100 de las mismas se vinculará a la consecución de los objetivos asistenciales y presupuestarios alcanzados por el centro de gestión, gerencia o dirección gerencia, en particular en lo que se refiere a las listas de espera y la adecuada ejecución presupuestaria de los capítulos 1 y 2 del estado de gastos, y el 50 por 100 restante se vinculará a la consecución de los objetivos de cada servicio, unidad asistencial o de gestión equivalente, centro de salud o unidad de provisión.»

 

En Intersindical Canaria estamos contra el reparto de más de 1.400.oo euros en sobresueldos para altos cargos de la Consejería de Sanidad.

 

La Consejería de Sanidad reparte en la nómina del mes de marzo, mediante la Instrucción que el Servicio Canario de Salud emite desde el año 2002, cerca de 600.000 € en sobresueldos entre 111 cargos del SCS, en concepto de “incentivos por el cumplimiento de objetivos”, a lo que hay que añadir los más de 71.000€ mensuales abonados en concepto de “Complemento por Especial Interés y Rendimiento” y que suman más de 850.000€ extras anuales.

La paga de incentivos de un gerente alcanza hasta 13.000€, 11.000€ los directores y 8.000€ los subdirectores. Todo ello, mientras la sanidad como derecho fundamental de la ciudadanía se desmorona, a los usuarios se les niega el “Pan y la sal”, permanecen saturados los Servicios de Urgencias, crecen las interminables Listas de Espera y el conjunto de los trabajadores ven como aumenta la presión asistencial, las cargas de trabajo, sus derechos se ven recortados y se les detrae una parte proporcional de su pírrico salario porque los “gestores” no han cumplido objetivos que ellos mismos han pactado al margen del personal, tales como la adecuación presupuestaria, la integración de los sistemas de información, el uso racional del medicamento y control de la prestación, mejora de la eficiencia y la adecuación de los tiempos de espera, mientras ellos sí, responsables del incumplimiento, mantienen sus elevadas asignaciones.

En esta línea, desde una apuesta decidida por la defensa de la Sanidad Pública Canaria defendemos que tales emolumentos sean retornados a las arcas públicas para destinarlos a la contratación de personal, y paliar así los recortes de plantilla que han llevado a la merma paulatina de la calidad asistencial.